Daños cerebrales, consejos para aprender a vivir con ellos

Cuando una persona sufre daños cerebrales en la mayoría de los casos las secuelas son para siempre. Aunque el golpe es muy duro, hay que tratar de asumirlo cuanto antes y aprender a vivir con nuestros nuevos límites.

En este duro proceso, no está solo. Además de la ayuda de familiares y amigos, cuenta con el asesoramiento de expertos en fisioterapia neurológica. Los profesionales como los que forman parte de nuestro equipo estudiarán las características de su caso y determinarán en qué hay que trabajar y de que manera.

Las causas de los daños cerebrales pueden ser de distinta índole:

  • Ictus o accidente cerebrovascular
  • Traumatismo craneoencefálico
  • Tumores cerebrales
  • Otras causas como infecciones, etcétera.

Dependiendo del origen y la intensidad de la enfermedad que le haya causado la lesión cerebral su grado de dependencia será mayor o menor. En los casos más leves existen problemas de movilidad, de falta de equilibrio y de coordinación, así como problemas de dolores y tensiones musculares.

El trabajo constante y una actitud positiva son fundamentales para acelerar un recuperación.

El trabajo constante y una actitud positiva son fundamentales para acelerar un recuperación.

Lo primero que le indicará su fisioterapeuta es que la ayuda profesional es fundamental para tratar de recuperar las habilidades y capacidades que se han visto afectadas, pero la clave de su recuperación está en su actitud. Solo si asume lo que le ha pasado y se enfrenta a ello cara a cara, podrá irse recuperando y ganándole la batalla a su enfermedad.

Si acude con este espíritu de lucha a sus sesiones estará más receptivo, proactivo y participativo a la hora de realizar los ejercicios que le proponga su terapeuta. Sabemos que es muy duro, que habrá días en los que el estado de ánimo está más dañado, débil. Pero no hay que rendirse, la constancia es su gran baza.

Su terapeuta le ayudará a marcase retos factibles. Metas que cuando las consiga, como coger objetos, vestirse solo, bajar escaleras… se sentirá reconfortado y con más fuerzas para continuar. Su fisioterapeuta irá estudiando su evolución y variará las actividades que debe realizar en cada sesión, programando ejercicios acorde a su estado.

También te podría gustar...

Deja un comentario

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies